Overblog Seguir este blog
Administration Create my blog

Archivos

2013-11-07T15:37:00+01:00

MI VIDA ES UN CIRCO

Publicado por La ventana de Ana Pascual

 

Como siempre el título de mis posts, tienen que ver con lo que os cuento en él, pero en este no os voy a hablar de domadores, ni elefantes, ni funambulistas, no. Os voy a hablar de las vivencias en el día a día en familia, de cómo llevarlo lo mejor posible, siempre de forma general pero con mi vivencia personal.


En conclusión, diría que las mamis hacemos magia. Sí. Magia.

 

maga.jpgDefinitivamente,  hoy en día todas las madres de familia somos magas, tanto con la economía, como con la organización de nuestras vidas y cuando digo "vida" incluyo (hijos, marido, casa, trabajo, familia, amistades, extras).

 

Hace dos semanas, hablando con una amiga en el parque, me preguntó que de dónde sacaba tiempo para todo lo que hacía.

 

La verdad que le dije que de donde no lo tenía, y en parte era cierto, ojalá los días fueran de 35 horas, icono-reloj-blanco-y-negro.jpgsiempre voy con la lengua fuera, jajaja, pero la culpa es mía por querer abarcar tantas cosas, y además aunque tuvieran 35 horas seguro que las llenaría con algo. (Y me da, que la gran mayoría de mamis, haríamos lo mismo).

 

Como a todas las que somos mamás, adoro pasar tiempo con mi hija y últimamente que su papi trabaja mucho, pasamos más tiempo solas y reconozco que he cogido una dependencia total y absoluta hacia ella, hasta alejarme de ella durante las horas del cole, me "duele".

 

Todas adoramos pasar tiempo con nuestros maridos e hijos. Adoramos pasar tiempo con nuestros padres y  familia al completo. Y con los amigos. Yo adoro pasar tiempo en mi casa, cocinando, limpiando... (bueno, limpiando no. Lo que me gusta es el resultado cuando se queda todo limpio como la patena), o simplemente, tirada en el sofá viendo una serie o leyendo. Hay otras mamis que no aguantan tres horas seguidas en casa, yo podría tirarme días, la faena en casa es infinita, siempre encuentras algo que hacer o pendiente, podría estar entretenida por días y días, me encanta estar en mi hogar. 

 

Adoro todo lo que hago, evidentemente, si no, no lo haría, ir a clases, el trabajo, el deporte, ir al parque con la peque, las quedadas con amigas entre semana, todo esto me da un aliciente increíble, que hace que no me importe que llegue el lunes, adoro muchas cosas. Por tanto, necesito una agenda exhaustivamente organizada para poder llegar a todo, soy así de planificadora y calculadora, toda mi vida he sido así. Y por ello, porque no quiero renunciar a ninguna de estas cosas, acabo sintiendo que lo que más adoro es el momento que me dejo caer en la cama por la noche, que a menudo,  no sé ni a qué hora es, porque suelo perder  hasta la noción del tiempo, ¿no os pasa?

 

mama_estresada.jpgQueremos levarlo todo al día y abarcarlo todo y aún así debemos hacer otro esfuerzo extra si queremos disfrutar de nuestro ocio. Tenemos que compaginar a veces, nuestras agendas con las del cole, abuelos, tíos, niños, extraescolares, somos unas verdaderas magas. TODAS. Porque me he dado cuenta que algunas madres que hacen exactamente lo mismo, se creen que son mujeres excepcionales y que merecen un premio continuo, no señoras, esto lo hacemos TODAS las mamis, y unas tienen más ayuda que otras, por tanto, las que no tienen ayuda, son las que sí merecen colgarse una medalla o mil.

 

 

Hago esta introducción que es lo que os suelo comentar siempre que sale el tema maternidad y familia, doy gracias a Dios todos los días, TODOS LOS DÍAS, por tener tiempo para dedicar a cosas que me gustan, paso tiempo de calidad con mi hija, jugando, leyendo, pintando, viendo dibus,  no me despego de ella, paso tiempo con mis amigas todas las semanas, paso tiempo en casa haciendo mis tareas domésticas que no son pocas, trabajo 8 horas diarias, voy a clase y luego hago mis deberes y estudio y mínimo hago tres horitas de ejercicio todas las semanas, entre todas las cosas que conlleva casa, niña, marido... Vamos, nada que no haga otra madre normal y corriente. Pero reconozco que me costó bastante encontrar el equilibrio entre todo esto.

 

images-copia-5.jpgTengo una amiga más joven que yo, que tiene tres niñas y un niño ¡Cuatro hijos! Los tres pequeños casi seguidos. Y tiene tiempo hasta de ir a campeonatos de pádel y lo practica con asiduidad. ¡¡Imaginaos si se organiza ella bien!! Y no tiene más ayuda que la suya y de su marido. 

 

Respecto al tema económico, me he dado cuenta que la carencia agudiza el ingenio, y ahora mismo no está de más, ahorrar lo mínimo.

 

Hace una semana, una tarde  iba con mi marido paseando por mi ciudad y de repente apareció  en una esquina, una señora,  iba pidiendo limosna sin quitar los ojos del suelo y le dije a Néstor: "Pobrecilla, no mira ni a los ojos a la gente, que pena", y me dijo él: "¿sabes por qué?, porque en el suelo puede encontrar más cosas materiales que en los ojos de la gente..." y es verdad, me fijé e iba como "rastreando", buscando si encontraba alguna moneda, o algo que comer... me dio muchísima pena. Pero es lo que haríamos cualquiera en esa situación... Ese caso es extremo, (bueno, hoy día no tanto) pero si es verdad que si tienes de todo en la vida, no te molestas en buscar, pero y ¿si no tienes? Seguro que nos sorprenderíamos con muchas historias...

 

El  sábado, comentándole a mis amigas el tema, empezamos a hablar de cómo economizar en casa y cada una tiene sus truquillos. Recopilé mentalmente los trucos de todas para ahorrar en casa, y me di cuenta que hay decenas de ellos, ya no sólo reciclando (qué hoy en día, todos sabemos reciclar), sino a la hora de comprar, o gastar menos.

 

A continuación os voy a enumerar dichos trucos los cuales la mayoría,  he llevado a la práctica.

 

Por ejemplo, y para empezar con el primer consejo en el que no todas estábamos de acuerdo. Yo sigo comprando en las tiendas de mi barrio de toda la vida, donde compraba mi madre y compra. Me panaderia.jpgencanta el trato, la confianza, saludar a Encarnita y Manolo de la Carnicería, a Dani el de la tienda de ultramarinos, a Andrea la pescadera, y a Montse la panadera, además,  la fruta y la verdura la compro en el mercado de mi ciudad, tenemos los martes, los viernes y los sábados. Procuro no comprar en grandes superficies, aunque reconozco que por comodidad, porque a veces, mi horario no coincide con el de las tiendas pequeñas y acabo "muriendo" en los grandes supermercados. Pero por norma, intento hacer gasto en las tiendecitas de mi ciudad, es lo mejor, no tienes que comprar 7 filetes de ternera en bandeja, que tienes que acabar congelando o 9 filetes de pechuga de pollo que cuando los compras están hinchados y gorditos y una vez que los echas a la sartén se cuecen en su propia agua y se quedan en la mitad de un cuarto de lo que eran, yo juraría que les inyectan agua. Por no hablar de la calidad, recuerdo que compré en uno de estos supermercados una vez unas chuletas de cerdo en el mostrador, por tanto se suponía que estaban recién cortadas, al día siguiente por la noche se pudrieron, un olor nauseabundo en el frigorífico. Qué desilusión el ir a hacérmelas y ver que estaban malas.  Por no hablar de la fruta que no sabe prácticamente a nada, insípida. No quiero echarles más tierra encima, simplemente creo en el pequeño comercio, donde si quieres un filete de pechuga o dos medallones de merluza, te los ponen, no tienes que comprar un kilo, donde hay un trato cercano, casi familiar, el dependiente te pregunta cómo le va a la peque el cole y que tal la última excursión, donde mi hija tiene la libertad y CONFIANZA           de subirse a la barra o entrar a la trastienda a ver al padre del tendero y encima que le regale unos gusanitos cada vez que vamos, muchos días se junta con 3 o 4 bolsitas de gusanitos y otra de olivas sin hueso, entre la carnicera, la kiosquera, el tendero y el de la tienda de encurtidos. La cuestión es que ahí viene el ahorro, comprando la cantidad justa, ahorras dinero y mejoras en calidad y el trato es maravilloso, para mí y para la peque es como ir de excursión cada vez que hago la compra una tarde por semana, nos lo pasamos pipa.

 

Segundo consejo,

Croquetas-de-cocido.jpgen casa no se tira nada. No se tira la comida, porque la comida se puede reciclar, el cocido puede pasar a ser unas deliciosas croquetas. La mayonesa con los huevos duros, pueden pasar a ser una sabrosa ensaladilla. Y la comida se puede congelar... ¡cuántas veces no hago yo unas lentejitas o un arroz de los tres puñaos... y congelo lo que sobra y me sacan de muchos apuros con la peque! Otra cosa (esto lo he aprendido de mi suegra). Ten siempre caldo congelado.  Te puedes hacer unos fideos, una sopa de arroz, un consomé, cualquier cosa que te saca de un apuro y luego con cualquier filetito de lo que sea o companaje vas apañada.

 

Tercer consejo,

Como-lavar-correctamente-tu-ropa.jpga la hora de lavar la ropa, nos encanta que salga limpia y perfumada. Sí. Pero cuando vas al supermercado y ves que te cuesta el detergente casi diez euros  no quieres malgastarlo y aunque vale su dinerito, tampoco quieres comprar uno malo, porque luego te toca volver a lavar la ropa o te la estropea más. Pues bien, yo descubrí cuando empecé a lavar la ropita de bebé de mi niña, que el detergente para prendas delicadas, no tengo ni idea de por qué, pero este detergente vale menos de la mitad de cualquier otro detergente normal. ¿Y qué hago? Pues los trapos de limpiar, los trapos de la cocina, toallas, albornoces, sábanas, pijamas... las pongo con este detergente. Puede que no sea demasiado bueno, pero yo no tengo queja, realmente cuando a algún trapo le queda alguna mancha que no salta, lo sustituyo por otro, y las toallas, etc... salen estupendas, el detergente "normal", lo dejo para la ropa de diario.

 

Cuarto consejo,

indice-copia-1.jpglas marcas blancas, yo digo lo de siempre, si la marca blanca tiene más o menos la misma calidad que la marca y encima es más barata, ¿porque me voy a gastar más? Miro por mi bolsillo, lo que no puede ser es que por ejemplo una fuet de Casa Tarradellas te cueste  2 euros y medio y la de Hacendado que viene de la misma casa, lleve 50 gramos más y te cueste casi la mitad. Me quedo con la de Hacendado sin dudarlo. Si las marcas las rebajaran un poco, seguro que las compraría, pero si ellos no se bajan los pantalones, yo no puedo hacer más.

Os paso una enlace de los supermercados que trabajan con marcas blancas, para que veáis de donde vienen.

http://marcasblancas.wikispaces.com/

 

Quinto consejo,

1indice.jpgNo por norma, pero una vez por semana o en alguna ocasión que vayas apurada, puedes comprar comida casera cocinada en establecimientos de confianza. El otro día no me dio tiempo a cocinar por la noche y tuve que ir a trabajar muy temprano, me apuré un montón, total que decidí ir a un sitio de comidas preparadas para comprar un pollo asado o algo, y veo que una ración de arroz y costra me costaba 2 euros y os puedo asegurar que de esa ración comimos mi hija y yo y aún sobró.  ¡¡Si me gasto cinco veces más, comprando yo la carne y todo lo que conlleva para que comamos los tres...!! Así que ahora cuando me veo apurada, voy a este sitio y vamos probando cada vez una comida distinta, no es como la de casa claro está, pero está bastante buena.

 

Sexto consejo,

outdoor.jpgel sábado en el café, una amiga nos comentó que se había tirado toda la semana discutiendo con su pareja porque él se quería apuntar al gimnasio y ella decía que era una gasto que no podían asumir, que ya tenían como "extra" el ADSL y los teléfonos móviles en casa, como para querer añadir otro gasto más... Total que después, cuando coincidimos de nuevo y sacando ella el tema de nuevo para ver que opinábamos mi marido y yo, les dije que podían hacerse tablas de ejercicio en casa, salir a correr, a andar, salir con la bici, jugar al tenis en las pistas municipales que salen muy baratas. Todo esto no supone ninguna cuota mensual ni gasto extra (él tiene bici, claro). Yo siempre he sido chica de gimnasio (la cinta de correr y la elíptica eran mis íntimas) hasta que tuve a mi hija, y la verdad no me puedo ceñir a unos días y a unos horarios en concreto, pierdo tiempo aparcando, cambiándome y luego duchándome allí, prefiero estar en casa y salir a hacer deporte pero volver cuanto antes a estar con mi princesa, además gracias que tengo mi "personal training" o sea, mi marido que fue profe de taekwondo y ha sido deportista toda su  vida, hace mis tablas y hago tanto ejercicio aeróbico, como anaeróbico, cuando estoy en casa y no puedo salir por cualquier circunstancia. Cuota mensual = cero euros. Sólo hay que poner voluntad. Y tampoco, porque para mí el deporte es un vicio sano, si no lo practico con asiduidad me entra el "mono" y no puedo para de pensar en el momento que pueda ponerme a ello.

 


Séptimo consejo,

pañales-toujours-Lidl Blogmodabebe-sorteocompara diversos productos de distintas marcas, compara productos de las mismas marcas en diferentes supermercados, puedes ahorrarte mucho dinero. Por ejemplo, cuando Martina usaba pañal, probé prácticamente todas las marcas, las que no le hacían rozaduras, hacían que se le saliera el pipi, las únicas que le iban bien era Dodot, cómo los Activity eran los más caros (unos 25 € por paquete) y eran con los únicos que por la noche no se mojaba ni se le salía el pipi, compraba Dodot etapas (13 € paquete) y esos se los ponía durante el día o Dodot básico (10 €) y por la noche sólo usaba los Activity, pero un día una amiga me dijo que la Federación Española de Familias Numerosas recomendaba encarecidamente los pañales que vendían en el Lidl, tanto los pañales como las toallitas (que hoy día las sigo comprando) "Toujours" tienen prácticamente la misma calidad que los Activity y salen por unos 7 € el paquete de 50 pañales, ¡¡¡Bendito descubrimiento!!! La calidad igual o mejor, lo único diferente, la estética, pero me daba igual. Lo malo es que lo descubrí y a los dos meses dejó de usar pañal, ¡¡antes que los hubiese descubierto!!

 

18336789-vector-eset-moda-elegantes-chicas-en-ropa-de-abrig.jpgOctavo, toda la vida los hermanos pequeños han heredado muchas de las cosas de los mayores, ¿por qué no? si hay cosas que se quedan nuevas, claro que sí, pero no sólo de pequeños, ¿tenéis hermanas, buenas amigas? ¿o hermanos? madres... ¿porque no hacéis un intercambio de ropa?, es decir,(con la ropa debidamente etiquetada ;) para que luego no haya confusiones...) cuando llevamos tiempo sin comprarnos ropa y alguna necesita cualquier cosa hacemos un barrido de armario y nos dejamos ropa mutuamente, yo me siento como si estrenara ropa nueva. 

 

rebajas-de-enero-2014.jpegNoveno, aprovechad las rebajas, las tiendas de Outlet, aunque saquen ropa de invierno en pleno Julio, da igual, se que da pereza comprar cosas de lana en pleno verano, pero y el gustazo que da comprarlo a mitad de precio y luego cuando haces el cambio de armario ver que tienes ropa esperando para estrenarla. A mí me encanta la sensación de pensar que tengo ropa por estrenar. Por ejemplo, el año pasado, fui a una de las franquicias de Inditex, en pleno invierno sacaron vestidos que valían desde 29 hasta 59 euros los habían rebajado desde 3 euros hasta máximo 15 euros. Me apañé la primavera-verano de este año, con un vestido para cada día de la semana.

 

prescindir_de_tarjetas_de_credito.jpgDécimo, olvidad las tarjetas de crédito, pueden convertirse en una perdición. Siempre duele más gastar el dinero en metálico y por eso se tira de tarjeta, pero recordar que ese dinero lo cobran al mes siguiente y se puede convertir en el pez que se muerde la cola...

 


Como veis todo está en organizarse el tiempo y la cartera...

 

Todas tenemos nuestros truquitos de ahorro en dinero y en tiempo, porque queremos lo mejor para nuestra familia y nos sentimos muchas veces responsables de la felicidad de la misma y como dije en mi artículo de "Mommy´s "free" time"  link si dedicas tiempo a hacer lo que te gusta, te sentirás mejor contigo misma y por tanto, mejor con tu familia, desprenderás positividad que es lo que hay que tener.

 

 

Se puede ser mamá sin desfallecer por el camino, sin verte superada por el estrés, sólo tienes que ser optimista. E intentar ver el lado bueno de las cosas siempre. Debes autoconvencerte de que puedes con lo que te propongas, porque es fácil, los hijos sacan lo mejor de las madres, nos llenan de un amor infinito, nos hacen más sensibles (en mi caso es algo que roza lo sobrenatural), pacientes...

 

Nosotras que queremos a nuestras parejas y debemos decírselo. Nos preocupamos por nuestros padres y se lo debemos demostrar. Hablamos con nuestras amigas si no por whatsapp por teléfono e-mail o mediante quedada cara a cara que es lo mejor (Aunque estemos 3 meses para cuadrar las agendas nuestras, de niños y maridos para poder tener un rato para nosotras). Hacemos todo lo que cualquier madre hace. Llevar a los niños al cole, a extraescolares, al parque.... Y aunque resulte agotador, no hay que desfallecer, al menos hasta que caes en la cama. Todas podemos tener malos ratos, es evidente que no siempre podemos estar con la sonrisa en la cara, y el pensamiento positivo 6xz20p1x8il1erdj_v1_.pngen la frente. Somos humanas. Es que no os levantáis muchas mañanas que os queréis morir, os miráis al espejo y pensáis: "¿Y esta cara? ¿De dónde han salido estas ojeras??!! NOOO!!" Como diría mi madre :" Hija de mi vida, bastante bien que has dormido 5 horas y con sobresaltos de "Mami, pipiii, mami aguaaaa". Nada que no pueda solucionar una buena ducha, un buen corrector y un buen maquillaje. Todas las mamás nos cansamos, entonces, para los días más complicados, esos en los que el trabajo se te acumula, y no puedes abarcar todo, mi truco es sencillo, PRIORIZA.

 

La maternidad nos dota el don de poder hacer treinta cosas a la vez, cuantas no hacéis la compra de memoria o como yo con la lista escrita en una hojita minúscula con una niña intentando escapar de mi mano, metiéndose en la cesta del supermercado encima de todos los huevos o intentando saltar del carro en marcha por coger unos cereales. Y si no cuando me descuido un minuto y me veo la cesta llena de latas, bolsas, botellas o cualquier verdura o cosa que se le haya ocurrido coger. Y no te digo nada si me encuentro con alguna amiga o conocida con la que tengo que mantener una pequeña conversación, durante ese minuto mi hija es capaz de dar ciento treinta y siete vueltas alrededor nuestra. O en el parque que mientras hablas estás atenta de que no salga disparada del tobogán o lanzada en el columpio. Pero ¿a que todas lo hacemos y no morimos en el intento? Porque somos unas magas. Unas equilibristas.

 

Aún así y como os decía antes, hay días que la paciencia se agota. Aunque todo depende en la clase como-evitar-que-tu-hijo_323x216.jpgde hijo que tengas, más o menos nervioso, la mía es muy nerviosa, y con el tiempo he aprendido a canalizar esos nervios, y no puedo quejarme de niña es un nervio pero aunque suene feo decirlo, muy buena y obediente, no tengo queja alguna de ella, excepto que nunca ha dormido bien, a sus tres añitos todavía le cuesta dormir una noche entera, pero me levanto sin pensarlo, le hago compañía, le doy lo que necesita y lo hago con todo el amor del mundo, porque ese amor me da fuerza para aguantar eso y más, que me lo digan su primer año y medio de vida sin dormir prácticamente  tres horas seguidas, por lo demás, entre sus nervios, los de su padre y los míos, no entendemos los tres.

 

A menudo y porque llevamos tantos tajos, hay cambios de planes, yo eso reconozco que no lo llevo nada bien, no me gusta que me trastoquen la agenda, pero bueno, me dura cinco minutos, en el momento que se reorganiza la cosa, me relajo, en mi familia concretamente, hace falta el orden y la organización, si no sería un caos, somos tres pero a veces, creo que somos siete con los líos que organizamos. Llevamos muchas tareas todos y todos queremos abarcar todo.

 

Con mi hija he aprendido a negociar, y me encanta concretar y cerrar los tratos con mil besos y abrazos, ¿Qué sería de nosotros sin decirnos cincuenta veces al día "TE QUIERO" o darnos mil abrazos?. Martina desde que empezó a balbucear siempre le he preguntado: "¿Cuánto te quiere la mamá?" Y siempre responde: "¡Con toda su almaaaaaa!" Una de las frases que quedarán para la posteridad y que espero que aún siendo adulta la recuerde.

 

Somos unas magas, intuimos, adivinamos y pronosticamos posibles futuros virus... "Uy, que ojitos tiene, que carácter más tranquilo, Martina está incubando algo" a los dos días fiebre y cualquier cosita. Adivinamos con besar su frente si tienen fiebre. Si tienen sueño, si han hecho cualquier trastada. O si necesitan más amor que de costumbre por cualquier problema. Pronosticamos posibles caídas o accidentes... "No pises ahí que te vas a caer" ¡¡pataplán!! caída del quince.

 

nic3b1a-risa.jpgSomos magas, sabemos qué decir para hacerlos reir hasta el dolor de barriga, cualquier gritito, salto, baile, canción con un tono grave, contarles cuentos poniendo voces a los protagonistas, todo eso lo hacemos TODAS yo he aprendido a dibujar princesas y casas con tejadito rojo, con una montaña de fondo, un río y una chimenea humeante. Podemos ser magas, equilibristas y payasillas, podemos montar nuestro propio circo en casa. ;) Dominamos el arte de la improvisación, inventamos canciones, contamos historias fantásticas y absurdas para que no se duerman en el coche, o convertimos nuestros dedos en marionetas.

 

Todas nos equivocamos, con los hijos, con los maridos, con la familia, en el trabajo, en casa, con los amigos, es un proceso de aprendizaje en la vida, caerte y volverte a levantar con más fuerza si cabe.

Intentamos llevar mil cosas en mente y a veces hasta las cosas más tontas, como donde guardaste las pilas nuevas para el mando de la televisión, se te olvidan. A veces, nos cabreamos porque la mayoría de nosotras va a un ritmo superior que nuestras parejas, lo tengo visto y comprobado, por ejemplo, yo hay días que me voy a hacer ejercicio o a tomar una café con amigas y mi peque se queda con mi marido (o sea, su padre) en casa, cuando vuelvo, muchas veces me encuentro el salón como si messy-room-escape-2.JPGhubiesen rodado ahí la Trilogía del Señor de los Anillos, con cuevas, ladrillos y muñecos por todas partes, y los dos escondidos para darme un susto o revolcándose en el suelo partiéndose de risa. Me llena de alegría ver lo bien que se lo pasan, pero eso es lo que ha hecho mi querido amor, estar en primera línea de batalla campal con mi hija sin recordar que hay otras obligaciones en casa, me explico, cuando es al contrario, mi hija juega igual, pero yo muchas veces en ese tiempo, he puesto lavadoras, planchado, preparado comida del día siguiente y cena y guardo un rato para jugar con ella. Así que él aprovecha más el tiempo con la peque, pero no en casa. No sé si me explico. Cuando hay que limpiar en general, los dos vamos a una y repartimos, pero en el día a día, no sé si los vuestros, pero el mío no cae en si hay que poner una lavadora o tender la ropa o poner las patatas a hervir por su propia iniciativa. Aunque no me quejo porque esos ratitos se los lleva él y mi nena. Yo reconozco que por falta de tiempo dedico menos tiempo a jugar, pero sí más tiempo a otras cosas. En fin, que nosotras vamos a un ritmo bastante más acelerado porque queremos abarcar como he dicho anteriormente, mucho más que ellos. Dejamos nuestras cosas para el final, y nos tiramos el día cerrando cajones y armarios, recogiendo cosas del suelo... Así que a veces, nos enfadamos con ellos por tonterías porque estamos agotadas y ellos son los que tenemos más cerca y con los que hay confianza para poder desahogarse. Pero chicas nunca nunca debemos tirar la toalla, porque entre otras cosas, nos tocaría recogerla a nosotras también. ;)

 

indice-copia-2.jpgCuando te conviertes en madre de familia, te das cuenta que puedes ir más allá de tu límite, y del límite de tu límite, y del límite de tu límite, y esto te hace sentirte extremadamente poderosa, infinitamente capaz de cualquuier cosa más, pero también exhausta y fatigada. Y por mal que suene, empiezas a descubrir  el placer y el VALOR de los momentos de silencio, de una ducha caliente al final del día, una tacita de café con una amiga, una película en casa con tu pareja, una noche de sueño profundo... y disfrutas a fondo cada uno de esos instantes. Aunque creas que te has quedado sorda. y  a veces te remueva la conciencia. jajaja.

 

1016044_10201470895994555_1771053361_n.jpgNo cambiaría por nada mi vida. Intento buscar los ratitos de felicidad a diario, porque para mi, en eso consiste ser feliz, y aunque a veces caigo, esto me ayuda para valorar los ratos de amor, compañia y arrumacos que me ha concedido la maternidad y el amor de mi pareja.

 

Me emociona pensar que  1+1 suman 3.

 

¡FELICIDADES A TODAS LAS MAMIS, POR SABER DIRIGIR Y MANTENER SU PROPIO CIRCO EN CASA!

 

¡FELIZ SEMANA!

Ver comentarios

Girl Gift Template by Ipietoon - Alojado por Overblog